El vinagre de sidra de manzana se prepara fermentando jugo de manzana. Es un remedio natural para una variedad de problemas de salud y se ha utilizado durante años. Tiene mucho que ofrecer en lo que respecta a la pérdida de peso: ayuda a descomponer las grasas complejas y los carbohidratos; reduce el nivel de azúcar y colesterol en sangre; reduce los antojos de comida; ayuda a la digestión y desintoxicación del cuerpo.

Es un suplemento natural bajo en calorías con varios nutrientes e ingredientes activos – minerales, vitaminas, fibras solubles, antioxidantes y ácidos y enzimas naturales – que ayuda a combatir la obesidad. Es prudente saber que el vinagre de sidra de manzana en su forma concentrada (sin diluir) es un ácido fuerte que nunca debe consumirse crudo. Nuestro tubo esofágico (tubo de alimentación) no está equipado para manejarlo y puede dañarse seriamente. Por tanto, tiene sentido diluirlo en agua para que la intensidad disminuya. Además, es importante controlar la dosis con regularidad. Comience con 5-10 ml por día y aumente gradualmente a 30 ml (2 cucharadas) por día. Por lo general, no se recomienda superar los 30 ml.

Analicemos cómo el vinagre de sidra de manzana te ayudará a perder algo de peso y cambiará tu vida para siempre:

Ayuda a reducir el nivel de colesterol.

La bilis es un líquido viscoso amarillento producido por el hígado que ayuda a descomponer las grasas de la dieta y eliminar el colesterol restante y otras toxinas del hígado. La producción deficiente de bilis afecta la actividad del hígado, lo que puede resultar en la acumulación de grasas y colesterol y causar obesidad. El consumo de una cucharada de vinagre de sidra de manzana temprano en la mañana inicia la producción de bilis para promover la descomposición de la grasa y la descomposición del colesterol.

Reduce el azúcar en sangre.

Un aumento en el nivel de azúcar en la sangre aumenta el deseo de consumir refrigerios poco saludables y alimentos procesados, lo cual es una gran consternación si está tratando de perder algunos kilos. Según un estudio publicado en el Journal of Functional Foods, el vinagre de sidra de manzana ayuda a reducir el azúcar en sangre. Los participantes que bebieron 8 onzas de agua (mezclada con vinagre) antes de las comidas tuvieron niveles más bajos de azúcar en sangre que los que no lo hicieron.

Ayuda a bloquear los carbohidratos (almidón)

La época en que se creía que los carbohidratos eran malos para la salud ya pasó. La nueva era de los nutricionistas recomienda el consumo regular de carbohidratos para garantizar una dieta equilibrada.

El almidón contenido en los carbohidratos tiende a convertirse rápidamente en glucosa y estimular la liberación de insulina en el cuerpo. La insulina activa el almacenamiento de glucosa en forma de grasa. En consecuencia, comer alimentos con almidón lleva a su cuerpo a un modo de almacenamiento de grasa.

¿Cómo ayudará el vinagre de sidra de manzana aquí?

El contenido de ácido acético en el vinagre interfiere con la capacidad del cuerpo para digerir el almidón. Ayuda a reducir el almacenamiento de glucosa en forma de grasa. Con el tiempo, esta actividad bloqueadora del almidón definitivamente afectaría el peso corporal.

Promueve un sistema digestivo saludable

Su intestino contiene billones de probióticos (bacterias saludables) que ayudan a descomponer las partículas complejas de los alimentos; combate el crecimiento de microbios que causan enfermedades y regula el sistema inmunológico. El vinagre de sidra de manzana actúa como catalizador de estos probióticos. Los probióticos se alimentan de las pectinas contenidas en el vinagre de sidra de manzana para su crecimiento y desarrollo. En consecuencia, el vinagre de sidra de manzana ayuda a mantener una flora intestinal ideal para una digestión suave y el metabolismo del cuerpo.

Suprime el apetito

El vinagre de sidra de manzana contiene pectinas, un tipo de fibra soluble que proporciona una sensación de saciedad para suprimir el apetito por todas las buenas razones.

Actúa como un laxante suave y de naturaleza diurética.

El vinagre de sidra de manzana actúa como un laxante suave para acelerar el proceso de eliminación y asegurar movimientos intestinales regulares. Además, tiene un efecto diurético para liberar el exceso de agua almacenada del cuerpo.

Promover la desintoxicación corporal

La desintoxicación corporal se refiere a la limpieza completa del cuerpo para deshacerse de los desechos corporales acumulados: alimentos no digeridos, colesterol, grasas saturadas y microbios que causan enfermedades. Debido a una dieta poco saludable y malos hábitos de vida, el metabolismo del cuerpo se ralentiza y comienza la acumulación de toxinas. El efecto combinado del metabolismo lento del cuerpo y las toxinas corporales acumuladas daría como resultado la obesidad. El vinagre de sidra de manzana es un elixir desintoxicante, natural y seguro. Promueve la digestión, acelera el metabolismo del cuerpo, alivia el estreñimiento y excreta el exceso de agua del cuerpo para desintoxicar el cuerpo desde el interior.

Cómo consumir vinagre de sidra de manzana

Agregue 1-2 cucharaditas (5-10 ml) de vinagre de sidra de manzana crudo en un vaso (250 ml) de agua, revuelva bien y beba antes de las comidas. Si causa acidez estomacal o irritación temporal, simplemente dilúyalo con más agua. También puede mezclarlo con su jugo u otras bebidas. Algunas personas prefieren espolvorear ensaladas y otras preparaciones alimenticias según su gusto.

La dosis máxima y óptima por día es de 30 ml.

Medidas de precaución y posibles efectos secundarios.

En general, el vinagre de sidra de manzana es una bebida natural y segura para personas de todas las edades. Considere las siguientes medidas de seguridad para obtener los mejores beneficios:

• Evite beber a primera hora de la mañana, con el estómago vacío, ya que puede irritar el revestimiento del intestino y provocar una sensación de ardor.

• Diluya lo suficiente: una cucharadita en un vaso de agua parece una buena proporción.

• Debido al contenido ácido, el consumo excesivo de vinagre de sidra de manzana puede dañar el tubo y los tejidos del esófago. Además, puede causar hipopotasemia, una condición en la que el potasio en la sangre cae por debajo del nivel requerido.

• No olvide enjuagarse bien la boca después de beber vinagre de sidra de manzana, de lo contrario, el ácido del vinagre puede corroer el esmalte de sus dientes. Además, puede provocar manchas amarillas en los dientes.

• Durante los primeros días de beber, puede experimentar síntomas temporales, como diarrea, calambres de estómago, acidez o dolor de cabeza. En la mayoría de los casos, estos síntomas desaparecen en unos pocos días. Si los síntomas persisten, deje de consumir y consulte con un especialista en salud.

• Las mujeres embarazadas, las madres lactantes y las personas con enfermedades crónicas deben consultar a su médico antes de consumirlo.

En resumen, comience lentamente con pequeñas cantidades y aumente gradualmente a 2 cucharadas por día en una forma bien diluida para obtener mejores resultados.

Ultimas palabras

Los beneficios del vinagre de sidra de manzana para bajar de peso son obvios. Pero, como remedio natural, no debe considerarse un milagro y brindaría los mejores resultados cuando se combina con una dieta saludable y baja en calorías y un estilo de vida positivo con ejercicio regular.